Cómo inspirarte y usar un solo tono para decorar tus ambientes

Monocromo en decoración, cómo usar un solo tono

un tono

Apostar por la monocromía es elegir un único color e insertar matices del mismo para componer tu entorno.

Blanco

El blanco es una buena opción para trabajar con monocromo, el blanco puede tener algunos matices.

Gris

El gris es otro color súper motivador para trabajar con monocromo, además de que hace que todo se vea muy elegante.

tonos de desnudo

Los tonos nude, pueden ser más intensos o más claros, son excelentes opciones para salones, dormitorios.

tonos de naranja

Los colores cálidos siempre aportan calidez y confort al ambiente y los tonos anaranjados quedan genial.

Lavanda

Lavanda, este tono suave y tranquilo, también puede añadir muchos matices y componer un ambiente monocromático.

rosa

Este tono es perfecto para las más románticas y les encanta este color, desde el rosa hasta el rosé.. se verá divino.